close
close

El fútbol argentino, como en los 90, se prepara para un nuevo boom de futbolistas uruguayos

Luis Suárez, Edinson Cavani y Diego Godín, los tres jugadores más importantes de la selección uruguaya en los últimos 15 años, están en la órbita de los equipos argentinos y están todos los días en los principales medios de este país.

Si se cumplen los tres El mercado de este país volverá a tener jugadores de referencia de la nada, como sucedió en los años 80 y especialmente en los 90.

Antonio Alzamendi (Independiente y River Plate), Ariel Krasouski (Boca Juniors), Rubén Paz (Racing), Juan Ramón Carrasco (River Plate y Racing) y Enzo Francescoli (River Plate) no han pasado desapercibidos para el fútbol argentino.

Krasouski y Paz fueron campeones del Mundialito de 1980 con Celeste; mientras que Alzamendi ganó la Copa América en 1987 y Francescoli en 1987 y 1995.

Goleador de Boca Manteca

En la década de 1990, hay postales de los futbolistas uruguayos que marcaron el fútbol argentino: Sergio Manteca Martínez colgado de la reja celebrando un gol de Boca Juniors en el Apertura de 1992; Enzo Francescoli besa la Copa Libertadores de 1996 ganada con River Plate; El gol de cuello de Hugo Romeo Guerra para el triunfo 3-2 de Boca sobre River en 1996; River a Boca pasa por Rubén “Polillita” Da Silva y Gabriel Cedrés.

Enzo Francescoli en el río

El fútbol argentino disfrutó de una década de gloria local e internacional a nivel de clubes en la década de 1990. River Plate, Boca Juniors, San Lorenzo, Independiente, Vélez Sarsfield, Racing y otros equipos más pequeños dieron vida a torneos de fútbol competitivos, incluso de alto nivel. con varios futbolistas uruguayos que llamaron la atención y ocuparon las portadas de El Gráfico, la revista de referencia de la época.

Enzo Francescoli en River, tras regresar de Francia e Italia, cerró tres años maravillosos en el millonario, coronándose campeón de dos Apertura, dos Clausura, la Copa Libertadores y la Supercopa Sudamericana.

Paralelamente, Gabriel Cedrés también jugó en River y luego en Boca Juniors.

Al mismo tiempo, Sergio “Manteca” Martínez se convirtió en un personaje de Boca, donde jugó de 1992 a 1997. Con 86 goles en 167 partidos, se convirtió en el máximo goleador uruguayo en la historia del club. Con la selección nacional se proclamó campeón de América en 1995.

Portada de The Graphic con Polillita Da Silva

Rubén Da Silva defendió a River Plate entre 1992 y 1993 y a Boca Juniors entre 1993 y 1995. Luego jugó en Rosario Central hasta 1998. Polillita fue dos veces máximo goleador del campeonato argentino y ganó la Copa Conmebol con Central.

Rubén Paz quemó sus últimas balas entre 1990 y 1993 jugando para Racing de Avellaneda; Marcelo Saralegui defendió a Racing, Colón de Santa Fe e Independiente entre 1994 y 2000.

En los años siguientes, los principales jugadores uruguayos fueron transferidos directamente al fútbol europeo, Aunque esporádicamente pasaban por Argentina jugadores importantes de la selección uruguaya, como Nahitan Nández de Boca Juniors o Rodrigo Bentancur, que fue titular en el Xeneise.

Camino a Catar 2022

Actualmente, a cinco meses del Mundial de Qatar, los futbolistas tienen que mantenerse activos para estar en buena forma para el Mundial. Por esta razón, Si no logran quedarse en Europa, se muestran comprensivos con las opciones que se les ofrecen en Argentina.

Diego Godín es el que más cerca está de su llegada a este mercado. El capitán celeste viajó a Brasil para terminar su contrato con Atlético Mineiro y luego incorporarse a Vélez Sarsfield, equipo dirigido por Alexander Medina, con quien ya habló.

La presencia del Cacique, técnico radicado en ese país tras su campaña con Talleres de Córdoba, es otro referente del fútbol uruguayo en la vecina costa. También Gustavo Munúa, entrenador de Unión de Santa Fe.

Diego Godín con la celeste

Luis Suárez y Edinson Cavani también son buscados por los dos clubes más importantes: River Plate y Boca Juniors respectivamente.

Marcelo Gallardo, técnico de River, llamó a Suárez para convencerlo de que su equipo es el mejor lugar para destacar y llegar a un buen nivel al Mundial. A nivel periodístico dicen que el pasaporte está muy avanzado, pero oficialmente no hay información concreta.

Por su parte, el interés de Boca por Cavani se remonta al año pasado, antes de que el delantero dejara el Manchester United. Ahora, con la salida del Matador del club inglés, las esperanzas de gol del Xeneize han resurgido.

Leave a Reply

Your email address will not be published.